Desde los meandros.

De todo un poco pero abreviando (no como los meandros).

Histórico discurso de Mújica en la ONU. 25 septiembre 2013

El Presidente de la República Oriental del Uruguay, o lo que todos conocemos por Uruguay sin más, dejó ayer bien claro qué es lo que piensa sobre nuestra sociedad, la humanidad, la ONU, el consumismo, las políticas neoliberales, etc. Sí, pongo etcétera porque Pepe Mújica en tan solo 20 minutos lanza unos ganchos orales a lo largo y ancho del Planeta.

Algunos tan suculentos como estos (en este enlace aparece todo el discurso escrito):

“Parecería que hemos nacido solo para consumir y consumir, y cuando no podemos cargamos con la frustración, la pobreza, y hasta la autoexclusión”.

Lo peor: civilización contra la libertad que supone tener tiempo para vivir las relaciones humanas, lo único trascendente, el amor, la amistad, aventura, solidaridad, familia“.

“Todavía las campañas de marketing caen deliberadamente sobre los niños, y su psicología para influir sobre los mayores y tener hacia el futuro un territorio asegurado. Sobran pruebas de estas tecnologías bastante abominables que a veces, conducen a las frustraciones y más”.

“No podemos manejar la globalización, porque nuestro pensamiento no es global. No sabemos si es una limitante cultural o estamos llegando a los límites biológicos”.

“Toda la base material ha cambiado y ha tambaleado, y los hombres, con nuestra cultura, permanecemos como si no hubiera pasado nada y en lugar de gobernar la civilización, esta nos gobierna a nosotros”.

” Pensemos en las causas de fondo, en la civilización del despilfarro, en la civilización del use-tire que lo que está tirando es tiempo de vida humana malgastado, derrochando cuestiones inútiles. Piensen que la vida humana es un milagro. Que estamos vivos por milagro y nada vale más que la vida”.

 

 

 

El Lobo Estepario de Hermann Hesse. 4 septiembre 2012

Como prometí al hacer la entrada de Demian y Siddharta, aquí traigo la entrada sobre El Lobo Estepario.

Es un libro complejo de leer en algunos pasajes, pero sin duda Hermann Hesse crea de nuevo una obra maestra. Vierte ideas sobre las que ni siquiera es fácil pensar y no se limita con enunciarlas si no que se atreve a elucubrar sobre ellas en unos diálogos que parece imposible sean obra de una sola mente.

Una de las ideas que propone Hesse es el concepto de Lobo Estepario, que da título a su obra. Se entiende así a aquella parte de la personalidad que impide disfrutar de ciertas situaciones cuando el resto de personas sí parecen disfrutar. Este carácter, según Hesse, se potencia con el tiempo -conforme se va “despertando en la vida”- en aquellas personas “llenas de alegría y de fe, siempre tras la huella de lo grande y de lo eterno, nunca satisfechas con lo bonito y lo minúsculo. El mundo de hoy en día (en los tiempos de Hesse, y poco ha cambiado en más de un siglo) parece estar construido para conformarse con “una buena habitación burguesa, en donde uno está perfectamente satisfecho con la comida y la bebida, con el café y la calceta […] y la música de la radio”. Y sigue: “y el que ama y lleva dentro de sí lo otro, lo heroico y lo bello, la veneración de los grandes poetas […], este es un necio y un quijote”. De nuevo aparece la figura del conformismo, piensa que es imposible cumplir los sueños más ambiciosos y concluye Armanda diciéndole a Harry (el lobo estepario): “Para este mundo sencillo de hoy, cómodo y satisfecho con tan poco, eres tú demasiado exigente y hambriento; el mundo te rechaza, tienes para él una dimensión de más”. La citada “dimensión” lo considero como una solución que se inventa Hesse para creer en algo más justo, piensa que hay otra dimensión (mundo) en donde todo lo que Harry defiende tiene cabida. Creerse esto sería como hacerse religioso, de una supuesta religión Hesseiana; o mejor dicho Lobo-esteparista puesto que iría en contra de las enseñanzas explicadas por Hesse en Siddhartha (en donde se dice que cada uno ha de encontrar su camino).

Durante todo el libro se considera a Harry como un ser superior a la mayoría de humanos y hace gala de una tremenda altanería al menospreciar ciertos gustos. Pero, al final, comete una acción tal y como lo haría cualquier hombre de bajos principios morales y con escasa empatía. Me parece un sutil toque de Hesse en el que intenta expresar que uno no tiene por qué considerarse mejor por el hecho de preferir “el alma sobre el dinero, la alegría sobre el placer”, etc. Si no va acompañado de hechos es un camino que en nada se diferencia del que prefiere la “habitación burguesa”.

Así pues, se puede concluir que en “El lobo estepario” Hermann Hesse lanza un mensaje conformista. Parece aceptar que no se puede cambiar el mundo, “es como luchar contra la muerte, no hay esperanza alguna en derrotarla”. Considera que aceptar eso no aboca a una vida “superficial y tonta”; precisamente lo contrario: estima que agarrar una lucha utópica es mucho más superficial. No obstante, reconoce que esa lucha es “siempre hermosa, noble, digna y sublime”. Quizás el bueno de Hesse cambiaría su discurso si hubiera podido conocer la Latinoamérica que despierta en nuestros días y que planta cara al modelo que tanto desgarraba a Hesse. Si en Venezuela, Bolivia, Ecuador, etc. hubieran sido conformistas probablemente no habrían llegado a este punto, que aunque diste mucho del fin último, al menos allí se ha comenzado a andar en la dirección correcta.

 

Latinoamérica Crítica, ciclo de Conferencias en Huesca. 23 julio 2012

El ciclo de conferencias se presenta con el texto que reproduzco a continuación. Para conocer mejor cada charla, dirigirse al cartel que aparece en la parte inferior. Y más información en la página del Círculo Solidario José Martí de Huesca. A modo de resumen, miércoles, jueves y viernes a las 19:00 en el salón de actos de la Diputación Provincial de Huesca.

“LATINOAMÉRICA ESCAPÓ DE LOS MERCADOS, ¡APRENDAMOS CÓMO!

La evolución de las sociedades latinoamericanas ha sido objeto de estudio en el Círculo Solidario José Martí de Huesca desde su creación el pasado invierno.

Uno de los males endémicos de América era que el dinero sólo se hallaba en la clase alta (consecuencia de la conquista y la lenta abolición de la esclavitud), la cual lo gastaba en palacios, joyas, etc. en lugar de reinvertirlo en crear más riqueza. Eso condujo al continente a una brutal dependencia del exterior y a la pobreza de la población. La situación española hoy en día conduce a ese punto, no hay tejido productivo ni industrial; la mayoría del dinero se dilapidó en la especulación hipotecaria.

Actualmente se está implementando en España una política que es fiel calco de las que Latinoamérica sufrió hace unas décadas. Esas políticas de servidumbre al FMI y al BM -desmantelar servicios sociales, subida de los precios, privatizaciones, etc.- destrozaron los países en donde se aplicaron (Argentina en 2001, Venezuela en 1989, etc.).

El punto de vista esperanzador es que el pueblo no pudo ser contenido por más tiempo por el poder mediático y, empujado por el hambre y la desazón, se unió para impulsar una serie de modelos sociales en los que pretende primarse la justicia, la dignidad, la solidaridad, la participación y, en definitiva, la soberanía popular.

La primera fase de trabajo del Círculo culmina con este ciclo de charlas y con la revista digital que saldrá publicada a final de verano. En la revista se encontrarán monográficos de varios países representativos del continente y una serie de artículos en los que se ponen de manifiesto aquellos puntos más interesantes. Consulte ya alguno de esos artículos: http://revolucionando.org/josemartihuesca/”

Con ganas se esperan la revista y las conferencias.

 

Rodrigo y Gabriela, “Tamacun” 15 julio 2012

Preciosa canción de este dueto mexicano, Rodrigo y Gabriela. Son sus nombres y además el nombre del grupo. La canción se llama Tamacum. A disfrutarla, que entre tantas malas noticias que nos invaden estos días se agradecen canciones como esta. Por cierto, se trabaja muy bien escuchándola:

Parece que se puede descargar aquí, esta y otras canciones del álbum.

 

Charla-coloquio del Movimiento de los Trabajadores Sin Tierra de Brasil. 13 febrero 2012

Mañana martes 14 de febrero vendrá a Huesca Giselda Coelho, Ingeniera Agrónoma involucrada en el Movimiento de los Trabajadores Sin Tierra de Brasil. Expondrá la situación del movimiento, los fines que persiguen y las acciones encaminadas a conseguir dichos fines.

El acto tendrá lugar a las 19:30 horas en el local de la Asociación de Vecinos del Casco Viejo de Huesca (Osce Bielle). Es organizado por el Comité de Solidaridad Internacionalista de Zaragoza y colabora el recientemente creado Círculo Solidario José Martí de Huesca.

Cartel anunciador del evento en Huesca.

Para ampliar información véase la entrada que se hace desde el Círculo Solidario José Martí sobre la charla-coloquio.

 

Paraguay, a la vanguardia de Latinoamérica. 10 febrero 2012

Para que el título sea exacto es necesario un complemento circunstancial de tiempo que aclare: “hasta los años sesenta del siglo XIX”. Ahora bien, puntualizado ese dato los hechos que a continuación se relatan son de una extrema injusticia para el pueblo paraguayo. Es una muestra de cómo los poderosos tratan de imponerse sobre los más débiles, aprovechándose de los oportunistas con aires de grandeza: concretamente la Triple Alianza (Brasil, Argentina y Uruguay) entró en guerra con Paraguay en 1865, ahora se verá el grado de implicación de cada uno de los países y quiénes estaban detrás de la citada guerra.

Parte primera: el progreso de Paraguay.
Paraguay en 1865 estaba dirigida por Francisco Solano López, quien llegó al cargo tres años antes, de tal forma que la situación del país que aquí se describe fue obra de Carlos Antonio López (gobernó durante 25 años) y de Gaspar Rodríguez de Francia (1814-1840). Algo diferente al resto del continente sucedía en Paraguay, ya en 1845 el agente norteamericano Hopkins informaba a su gobierno: “no hay niño que no sepa leer ni escribir…”. En 1865 Paraguay tenía una línea de telégrafos, una de ferrocarril, buena cantidad de fábricas de materiales de construcción, tejidos, lienzos, ponchos, papel y pólvora.

Esto fue posible gracias al régimen autárquico (autosuficiente) que se generó, en donde se potenciaban tres pilares fundamentales: economía, educación y cultura. Se primó la agricultura con la confiscación de latifundios, se reimplantaron las dos cosechas típicas de los nativos, las tierras se arrendaron a los campesinos, se distribuyeron aperos y maquinaria agrícola, se crearon “Estancias de la Patria” que generaban recursos agrarios destinados a cubrir las necesidades propias y también de la exportación (la balanza comercial era positiva). La educación y la cultura recibieron un gran impulso gracias a una apuesta decidida en primer lugar por la alfabetización y en segundo lugar por las numerosas ayudas destinadas para la formación de técnicos y científicos. Además, los astilleros, la siderurgia y otras industrias fueron pioneras en Sudamérica, y por supuesto pertenecían al Estado.

El Estado ocupaba el lugar de la burguesía, que no existía, y de esta forma los beneficios se reinvertían en actividades productivas que permitían aumentar el desarrollo económico. Contrariamente a lo que sucedió en el resto de Latinoamérica en donde el dinero no se reinvertía (no generaba más riqueza) sino que la burguesía lo gastaba en bienes improductivos (joyas, palacios, ropas, etc.).

Conseguir esta situación en la Latinoamérica postcolonial es todo un éxito, pero además se consiguió sin deber un solo centavo a países extranjeros. Esa es la razón del éxito, porque así se es totalmente libre.

Bandera de Paraguay ondeando en Asunción, su capital.

Parte segunda: Paraguay: un ejemplo incómodo.
En esa etapa del siglo XIX Paraguay era una rareza continental única. El denominador común de los países independizados en América era la dependencia del dinero extranjero para realizar inversiones y la consiguiente total apertura a los productos europeos. El dinero, principalmente inglés, iba destinado a favorecer sus intereses comerciales antes que el de los propios americanos. Y el introducir sus productos tenía el mismo fin. Obsérvese el caso de Argentina: las primeras líneas de ferrocarril se utilizaban para transportar los productos de importación británicos, no para transportar pasajeros. Las prendas de vestir argentinas fabricadas artesanalmente no pudieron competir en precio con las fabricadas en Manchester con máquinas de vapor. Las argentinas quebraron, dejando al interior del país sin su principal fuente de riqueza. Se ha tomado Argentina como ejemplo pero era la norma en América, la cual se endeudaba y pagaba por incrementar su pobreza y dependencia.

El proteccionismo y la autarquía paraguayas eran la excepción a este modelo colonizador. Este es el principal motivo que condujo a la Guerra de la Triple Alianza. La guerra se planeó en el acuerdo de Puntas del Rosario entre Brasil y Argentina el 18 de junio de 1864, todo catalizado por el embajador inglés en Argentina: Edward Thornton. Así lo declaró el Ministro brasileño J. A. Saraiva en una misiva que con el tiempo salió a la luz:

la Triple Alianza “no surgió después de la “agresión” paraguaya a la Argentina en abril del 65, sino en las Puntas del Rosario en Junio del 64. …dichas alianzas empezaron el día en que el ministro argentino y el brasileño [su predecesor] conferenciaron con Flores en las Puntas del Rosario y no el día en que Octaviano y yo, como Ministros del estado, firmamos el pacto.

Es fundamental profundizar en los antecedentes de la Guerra, puesto que sin profundizar parece que Paraguay declaró la guerra por gusto y ansías de conquista a Argentina, lo cual es falso tal y como se comprueba con la carta del ministro y el análisis de los hechos. En el siguiente párrafo se ahonda más en la sucesión de hecho que llevaron a la guerra, pero téngase presente que estaba decidida ya en junio de 1864 con la ayuda británica.

La citada “agresión” paraguaya a la que aduce Saraiva, incluso este la marcó entre comillas, se explica porque el Gobierno legítimo de Uruguay perdió el poder a causa de una revuelta promovida por Argentina y Brasil y acordada en Puntas del Rosario. El Gobierno legítimo uruguayo pidió ayuda a Paraguay. El país guaraní que además temía su aislamiento total si caía Uruguay pidió permiso a Argentina para cruzar su territorio. Argentina lo rechazó, pero las tropas paraguayas cruzaron, lo cual fue entendido como una “agresión” por parte de Argentina. Este detonante hizo que la guerra estallara con Brasil y Argentina unidos contra Paraguay, y por supuesto el nuevo gobierno uruguayo, fiel títere de los dos poderosos no tuvo elección.

El Presidente de Argentina, Miltre dijo: “sea la orden del día: en quince días al cuartel, en un mes a campaña, en tres meses a la Asunción”. Pues bien, no necesitó tres meses para llegar a Asunción, sino más de sesenta.

Parte tercera: todos pierden, salvo Inglaterra.
Es sin duda la guerra más grave del continente por el número de muertes y por las consecuencias que aun se aprecian hoy en día. La población paraguaya se vio reducida a un sexto, la mayoría niños y mujeres. El territorio de Paraguay (otrora más extenso) fue dividido entre Argentina y Brasil, quedándose Uruguay sin nada y los tres países tremendamente endeudados con Inglaterra. No solo desapareció la población y el territorio, también las tarifas aduaneras, los hornos de fundición, los ríos clausurados al libre comercio y la independencia económica, entre otros. Por supuesto, nada más terminar la guerra llegó el primer crédito extranjero de su historia, evidentemente fue inglés.

Hoy en día Paraguay sufre un imperialismo de segundo grado, es decir padece el imperialismo que le impone Brasil, pero a este a su vez se lo impone Estados Unidos. Paraguay dispensó a Brasil una concesión petrolera, pero esos negocios en Brasil están en manos de compañías estadounidenses. La Misión Cultural Brasileña es dueña en Asunción de la Facultad de Filosofía y Pedagogía, pero los estadounidenses manejan las universidades brasileñas. El ejército paraguayo recibe asesoramiento del Pentágono pero también de sargentos brasileños que a su vez reciben órdenes de Estados Unidos. Los productos industriales de Brasil invaden el mercado paraguayo, pero los dueños de esas fábricas son estadounidenses, etc.

 

Ska-P, homenaje a Latinoamérica. 21 diciembre 2011

Bonita canción de Ska-P, de apoyo a las revoluciones sociales. Y que anima mucho el ambiente.